Javier Ortiz: sobre drogas y violencia

Plantactiva

«Ayer vi/oí un informativo –creo que de Antena 3, porque era la hora de comer y había estado comprobando que el capítulo diario de los Simpson ya me lo sabía de memoria, porque era la duodécima vez que lo emitían– en el que contaron que el último asesino machista del año “actuó bajo los efectos de las drogas y el alcohol”. Como si eso explicara (¿justificara?) algo. Jamás he conocido a una persona de natural afable y pacífico que, por mucha droga y mucho alcohol que se hubiera metido en el cuerpo, se convirtiera súbitamente en violenta y agresiva. El pacífico colocado es eso: un pacífico que está colocado. Puede ponerse plasta y farfullar chorradas, pero de ahí no pasa. Los despechados, celosos y posesivos que la emprenden a navajazos o a tiros contra sus ex son todo lo contrario. Se trata de gente de trastienda agresiva y violenta, por lo general reprimida (más o menos). En su caso, la ingestión de drogas y alcohol no puede tomarse como una eximente, sino como un agravante. Eran un montón de basura a la que ellos mismos decidieron echar combustible y prender fuego. Vaya piezas.»

Javier Ortiz
“Compañeros sentimentales”