La muerte de George Carlin ha tenido bastante eco en el ámbito…

Plantactiva

La muerte de George Carlin ha tenido bastante eco en el ámbito hispanohablante. Sólo diré que encuentro absurdo llamar “humorista” a un señor que decía cosas tan serias y sensatas mientras la masa se empeña en considerar serios a, estos sí, humoristas tan siniestros como Benedicto XVI, George Bush o Tony Blair (lean el estupendo artículo de Rafael Argullol sobre este payaso, publicado ayer en El País).