Un sacerdote jamaicano se despacha a gusto

Plantactiva

Según las noticias que me llegan de primera mano desde Jamaica, las cosas parecen haberse tranquilizado en la capital Kingston. Se habla de más de 700 detenciones y unas 73 víctimas mortales (datos oficiales). Eso sí, de Christopher Coke alias «Dudus» ni rastro.
La clase política habla de unas perdidas de 350 millones de dolares por el impacto que los graves sucesos de la semana pasada han tenido y de hecho tendrán sobre la industria más valiosa de la isla caribeña: el turismo.
Pero vayamos al grano, repasando las noticias me he topado con esta que me ha parecido ciertamente curiosa. Hace unas semanas en Jamaica un pastor de la Iglesia Adventista del Séptimo Día llamado Lorenzo King dedicó su sermón a la Ganja y sin cortarse un pelo (como tiene que ser) quiso aclararle a sus feligreses algunos aspectos sobre la polémica hierba. Entre los asistentes a la ceremonia se encontraba Lorna Golding, la esposa del primer ministro Bruce Golding.

«¿Cuál es la verdad detrás de la destrucción de la población de Marihuana en Jamaica?» preguntó King de forma retórica y comenzó a hablar sobre una conspiración llevada a cabo por el ex presidente de Estados Unidos Ronald Reagan en la década de los 80 para destruir la cosecha que, bajo el argumento de la seguridad nacional y regional, más bien sirvió para mantener al país pobre.
El líder religioso añadió además que EEUU donó al ejercito jamaicano 12 helicópteros con el único fin de localizar y destruir plantaciones de Cannabis en la isla. La razón, dijo, fue que los investigadores de la Universidad de las Indias Occidentales se habían negado a vender la patente de su fórmula contra el glaucoma basada en el Cannabis a una empresa farmacéutica estadounidense por 6 millones de dolares.


Y por si fuera poco, terminó diciendo: «¿Es porque este cultivo es un invento que nos podría sacar de la pobreza? Pensad en ello, los gobiernos no están en el negocio de buscar la verdad. Así que por eso, hermanos y hermanas, la gente inteligente relaciona las declaraciones oficiales del gobierno con una buena dosis de sospecha. Yo sospecho de cada declaración oficial hecha por el gobierno. Y si soy sospechoso es porque conozco la diferencia entre la información y la desinformación; si vosotros no la conocéis, tendréis que dedicaros un poco a la lectura.»

Desde ¡Al rico Cannabis! nos ha sido imposible averiguar si el sacerdote aún continúa en su cargo o si su actuación fue celebrada con una sonora ovación.

FUENTE: JAMAICA OBSERVER – SDA pastor hails J’can ganja as the World’s best